A partir de la muerte de obreras en un incendio en una fábrica, se comenzó a recordar el DÍA INTERNACIONAL de la Mujer.

 Usado muchas veces con fines políticos, otras para reivindicar derechos y defender los ya conquistados, y año a año en todo el mundo se van agregando postulados.

Hoy es NI UNA MENOS que para mi entender debe nacer desde el vientre mismo.

 El derecho a la VIDA es el más importante de los DD HH, y en contra de este derecho se levantan muchas de las mujeres que hoy hacen paro y se movilizan.

Están en su derecho. Como yo en el mío de trabajar como todos los días.

Parar hoy mis labores no me va a generar más derecho, mis derechos me los gano día a día y jamás me costaron por mi impronta personal.

Parar no me va a generar un jornal igual o superior al de un hombre porque las estadísticas no me muestran que esto sea verdad.

Parar no me va a generar un lugar en el parlamento, si me gusta la política voy a tener el espacio como ciudadana más allá de ser o no mujer.

Parar no hará que las adolescentes que hoy tienen todas las herramientas en sus manos para no quedar embarazadas dejen de tener hijos por no usar métodos anticonceptivos.

Parar no hará que deje de trabajar en contra de la violencia de género que muchas veces viene del propio estado cuyas organizaciones hoy convocan a parar y que han demostrado una vez más que todas las políticas aplicadas para evitar muertes de mujeres por violencia han fracasado en este país.

No paro porque las montoneras no me parecen exitosas, como decía mi querido amigo Ricardo Arbiza las moscas se juntan para comer mierda y eso de exitoso no tiene nada.

Sí recuerdo todos los días a las mujeres víctimas de violencia doméstica, no solo el 8 de marzo, sí trabajo todos los días para denunciar, y promover soluciones para todas las mujeres que la padecen.

No me representan, ninguna de las mujeres que hoy se movilizan.

 Respeto su derecho a hacerlo y exijo respeto para mi postura.

Yo también soy mujer y hoy también es mi día.


Yo no paro.

 Para mí nuestro día es todos los días desde que somos feto hasta que morimos.

Hoy dignifico mi género trabajando y poniendo el hombro.

No voy a lograr más derechos por parar, y no quiero diferencia con los hombres, ni día libre ni mentiras.

El ni una menos, arranca desde el feto.

Hay violencia de género también cuando a tantas niñas se les impide el derecho de NACER. Y yo no soy cómplice de eso.

Nos están matando desde el vientre. Esa es la realidad.

Y ¿saben quienes educan a los hombres que nos matan?

Yo no paro, trabajo. Y soy MUJER

Feliz día para aquellas mujeres que mantienen vivo un día de conmemoración a las mártires obreras.

 Feliz día a tantas Mamá- Papá que contra viento y marea le dan una oportunidad de vida a sus hijos.

Feliz día hoy 8 de marzo y todos los días.

.

София plus.google.com/102831918332158008841 EMSIEN-3