safe image

TRATA DE PERSONAS

Chinos pagan 10 mil dólares para cruzar el río Uruguay e ingresar ilegalmente en Entre Río

magenLuego de recorrer la zona y recabar datos de no menos de 20 fuentes diferentes, entre ellas lancheros, integrantes de diferentes fuerzas de seguridad y referentes de organismos oficiales como: migraciones, embajada y aduana; el programa televisivo “Cuestión de Fondo” que conduce Daniel Enz logró marcar al menos dos de las rutas utilizadas con frecuencia para la llegada ilícita de los ciudadanos orientales a Argentina.

El río Uruguay, el lugar elegido

Una vez más el escenario es el río Uruguay en el sur de Entre Ríos, en un trayecto de no más de 25 kilómetros de extensión que goza de un bajo nivel de control de Prefectura Naval Argentina.



Al igual que en el contrabando, la costa argentina elegida para desembarcar se ubica entre la zona de la ex Pesquería “Galli”, a pocos metros del Balneario “Ñandubaysal” en Gualeguaychú, hasta la desembocadura del río Ñancay sobre el rio Uruguay. En esa franja hay al menos tres puntos de desembarco que son los más elegidos por las lanchas por tener una rápida y accesible vía de escape terrestre a la ciudad de Gualeguaychú, la Ruta Nacional 14 o la localidad de Ciebas.

En la costa de enfrente, es decir del lado uruguayo, el embarque es preferentemente el Balneario de “Las Cañas” (Fray Bentos) en el que, según pudo confirmar una de las fuentes consultadas, las personas hacen la logística de todo el paso de los ciudadanos chinos e incluso tienen una vivienda en la que refugian a los orientales hasta tener las condiciones apropiadas y aceitadas para lograr el cruce en lancha hasta argentina.



Desde el Balneario de “Las Cañas” hasta las pesquerías en las costas argentinas hay alrededor de 10 a 15 minutos en lancha o unos 30 a 40 minutos si desembarcan en la zona de Ñancay que luego por vía terrestre llegan rápidamente a la Ruta Nacional 14 o a Ceibas.



La otra costa uruguaya elegida es La Concordia, una localidad balnearia del departamento de Soriano ubicada frente a la desembocadura del Ñancay, con cómodos espacios para bajadas de lanchas y un dato que no es menor: está a solo 10/15 minutos por agua de Argentina.

Dos circuitos para viajar de Fujian a la Argentina

La mayoría de los que realizan esta travesía son originarios de la provincia china de Fujian. Uno de los circuitos de viaje estimado, es que llegan en avión hasta Brasil, cruzan la frontera al Uruguay por Chuy (que se puede hacer tranquilamente caminando). Desde ahí son trasladados hasta una vivienda en el Balneario de “Las Cañas”, cruzan en lancha hasta la zona de la ex Pesquería “Galli”.

Una vez allí, suelen llegar a Gualeguaychú para quedarse o trasladarse a otras ciudades, o también otras veces permanecen unos días en un viejo casco de una estancia conocida en la zona, hasta que las condiciones estén dadas para continuar con el traslado.



El otro circuito (según están investigando las autoridades nacionales) parte también de Fujian y llega en barco hasta el puerto de Montevideo, donde luego son trasladados hasta la localidad de La Concordia y de allí en lancha hasta Ñancay para desembarcar por los arroyos internos en la Ruta Nacional 14 o Ceibas, con destino luego la provincia de Buenos Aires.

Apoyo local

Todo este circuito que hacen los orientales desde China hasta Argentina tiene respaldo local, desde la logística hasta la complicidad u omisión de las fuerzas de seguridad nacionales.

El costo total desde que un ciudadano chino sale desde Fujian hasta llegar a Gualeguaychú es estimado en 10 mil dólares que se van pagando en efectivo a medida que van cruzando las diferentes fronteras.

Por ejemplo, según el relato de uno de los lancheros que ha participado de los viajes, el cruce de Uruguay hasta Argentina vale entre Us$ 1.500 y Us$ 2.000 por persona, se realiza en horarios nocturnos y es abonado cuando la lancha toca la costa argentina.



Las embarcaciones que hacen este tipo de transporte, y que generalmente también contrabandean otro tipo de artículos, son Trucker que cargan hasta 2000 kilos iguales a los de cualquier pescador e incluso suelen llevar también los elementos de pesca para pasar inadvertidos.

sacerdote

 

 

POR URIEL VELÁSQUEZ, 13/02/2019


El padre Edwin Román, uno de los sacerdotes más críticos al régimen de Daniel Ortega y defensor de derechos humanos, ha sido detenido y golpeado esta noche por la Policía de la ciudad de Masaya, que opera bajo el mando del comisionado Ramón Avellán.
El padre Edwin Román de la parroquia San Miguel, de la ciudad de Masaya, fue detenido, golpeado y posteriormente liberado por la Policía de esa ciudad, confirmó a Despacho 505 el sacerdote Augusto Gutiérrez, de la parroquia San Sebastián, de Monimbó.
El secretario de prensa de la Conferencia Episcopal de Nicaragua, padre Winder Morales también confirmó la noticia en su cuenta de Twitter.
“Fue detenido y golpeado cobardemente por la policía del dictador

El padre ya fue liberado”, dijo.


El padre Edwin Román fue detenido en el empalme de Monimbó, pero ya se encuentra en su casa cural.


Román explicó a Despacho 505 que cuando fue detenido los oficiales de la Policía le dijeron: “por fin te agarramos”. Luego el sacerdote quiso denunciar su detención ante los medios de comunicación y una oficial lo empezó a golpear.


Es un perseguido


En los momentos más duros de la represión del régimen de Daniel Ortega contra las protestas en la ciudad de Masaya, el padre Edwin Román fungió como defensor de derechos humanos y en varias ocasiones medió para evitar muertes de ciudadanos.

Ha sido uno de los más críticos de la represión ejercida por la Policía desde abril del año pasado, lo que le ha valido amenazas de muerte, detenciones y hasta agresiones físicas por parte del comisionado general Ramón Avellán, subdirector de la Policía Nacional.


El 9 de septiembre del año pasado, Avellán empujó al sacerdote Edwin Román, cuando se le acercó para solicitarle que bajaran el volumen del altoparlante que sonaba música oficialista a las afueras de la Iglesia, ya que realizaría una misa de difunto.

El padre Augusto Gutiérrez, de la parroquia San Sebastián, de Monimbó, exiliado ante las amenazas de simpatizantes sandinistas, condenó la detención y agresión física contra Román.


“Mi solidaridad y oración con el usted. No está solo, la Iglesia, el pueblo está con usted. Repudio este acto de amedrentamiento de parte de la Policía Orteguista contra los sacerdotes, contra la Iglesia”, dijo el religioso.



Audio con declaraciones del Padre Edwin Román a Radio Corporación (Managua)

PLINIODR

¿Por qué la revista “Dr. Plinio”? ¿Por qué Dr. Plinio?

Editorial (N° 1 - Mayo)

El Siglo XX fue marcado de un extremo a otro por la luminosa trayectoria de un hombre que amó tan ardorosamente la Santa Iglesia, que no deseó que se colocase en su tumba otra inscripción sino esta: “Plinio Corrêa de Oliveira, vir totus catholicus et apostolicus, plene romanus – varón todo católico y apostólico, plenamente romano”.

Pero, al final de cuentas, ¿quién fue el Dr. Plinio?

Monseñor Juan Scognamiglio Clá Dias, discípulo fiel y ardoroso del Dr.
Plinio, lo califica como profeta para nuestros días. En su libro “El don de Sabiduría en Plinio Correa de Oliveira”, publicado por la Editora Vaticana, describe en cinco tomos la admirable vida y obra de su maestro.
El don de sabiduría que ese libro resalta, queda manifestado también y principalmente en las numerosas obras escritas por el Dr. Plinio; en sus innumerables charlas, conferencias, cartas, artículos en grandes periódicos, entrevistas, etc.

En esta revista “Dr. Plinio”, iremos reproduciendo su pensamiento sobre los diferentes temas tratados por él en dichas ocasiones, temas de una variedad casi ilimitada y hasta desconcertante, de tan numerosos y sorprendentes.
El lector quedará gratamente admirado no sólo por la variedad de temas, sino también por la profundidad, elevación y amenidad con que ellos son tratados.
Sin embargo, quien lee apenas las obras escritas por el Dr. Plinio no consigue abarcar toda la riqueza de su elevada personalidad, así como aquel que contempla la fachada de una bella y grandiosa catedral medieval no es capaz de tener idea de las maravillas que contiene su interior. Sólo lo logrará entrando y contemplando su interior, su atmósfera recogida, impregnada por la presencia de Dios presente en el tabernáculo.

Doña Lucilia Correa de Oliveira, la virtuosa madre del Dr. Plinio.
Era la impresión que tenían aquellos que pudieron convivir con el Dr. Plinio, a medida que percibían las virtudes sobrenaturales de su virginal y combativa alma, entre las cuales se destacaban un ardiente amor a Dios, una Fe inconmovible y una confianza absoluta en el auxilio divino, todo iluminado por una entrañada y filial devoción a la Santísima Virgen.
retomamos– no es otro sino dar a conocer toda la riqueza sobrenatural de su persona, su vida, enseñanzas y su grandiosa obra.
Es el abundante tesoro del alma de ese varón íntegro que el lector tendrá a disposición mensualmente en estas páginas, cuyo título de carátula será el nombre por el cual es más conocido: “Dr. Plinio”.

PLINIODR

¿Por qué la revista “Dr. Plinio”? ¿Por qué Dr. Plinio?

Editorial (N° 1 - Mayo)

El Siglo XX fue marcado de un extremo a otro por la luminosa trayectoria de un hombre que amó tan ardorosamente la Santa Iglesia, que no deseó que se colocase en su tumba otra inscripción sino esta: “Plinio Corrêa de Oliveira, vir totus catholicus et apostolicus, plene romanus – varón todo católico y apostólico, plenamente romano”.

Pero, al final de cuentas, ¿quién fue el Dr. Plinio?

Monseñor Juan Scognamiglio Clá Dias, discípulo fiel y ardoroso del Dr.
Plinio, lo califica como profeta para nuestros días. En su libro “El don de Sabiduría en Plinio Correa de Oliveira”, publicado por la Editora Vaticana, describe en cinco tomos la admirable vida y obra de su maestro.
El don de sabiduría que ese libro resalta, queda manifestado también y principalmente en las numerosas obras escritas por el Dr. Plinio; en sus innumerables charlas, conferencias, cartas, artículos en grandes periódicos, entrevistas, etc.

En esta revista “Dr. Plinio”, iremos reproduciendo su pensamiento sobre los diferentes temas tratados por él en dichas ocasiones, temas de una variedad casi ilimitada y hasta desconcertante, de tan numerosos y sorprendentes.
El lector quedará gratamente admirado no sólo por la variedad de temas, sino también por la profundidad, elevación y amenidad con que ellos son tratados.
Sin embargo, quien lee apenas las obras escritas por el Dr. Plinio no consigue abarcar toda la riqueza de su elevada personalidad, así como aquel que contempla la fachada de una bella y grandiosa catedral medieval no es capaz de tener idea de las maravillas que contiene su interior. Sólo lo logrará entrando y contemplando su interior, su atmósfera recogida, impregnada por la presencia de Dios presente en el tabernáculo.

Doña Lucilia Correa de Oliveira, la virtuosa madre del Dr. Plinio.
Era la impresión que tenían aquellos que pudieron convivir con el Dr. Plinio, a medida que percibían las virtudes sobrenaturales de su virginal y combativa alma, entre las cuales se destacaban un ardiente amor a Dios, una Fe inconmovible y una confianza absoluta en el auxilio divino, todo iluminado por una entrañada y filial devoción a la Santísima Virgen.
retomamos– no es otro sino dar a conocer toda la riqueza sobrenatural de su persona, su vida, enseñanzas y su grandiosa obra.
Es el abundante tesoro del alma de ese varón íntegro que el lector tendrá a disposición mensualmente en estas páginas, cuyo título de carátula será el nombre por el cual es más conocido: “Dr. Plinio”.

VIRGEN
Adecuar nuestros pensamientos, deseos, acciones y sentimientos según Nuestro Señor Jesucristo, es el único medio de corresponder dignamente al amor que Dios manifiesta por cada uno de nosotros.

Jesús expulsa el demonio durante su estadía durante 40 días en el desierto.
[…] III – ¿Cómo corresponder a ese amor?

En lo concerniente a esa conversión, es menester tomar cuidado de un peligroso error.
En nuestra vida espiritual, nos falta a menudo el convenimiento de la necesidad de ser santos. "No es raro que busquemos ser simplemente correctos, olvidando el llamado del Concilio Vaticano II tantas veces repetido:" Jesús, maestro y modelo divino de toda perfección, predicó la santidad de vida, de que Él es autor y consumador, a todos y cada uno de sus discípulos, de cualquier condición: 'sed perfectos como vuestro Padre celestial es perfecto' (Mt 5, 48)”.[22]
“Gravísimo error comete”, enseña San Alfonso María de Ligorio, quien sustenta que Dios no exige que todos nosotros seamos santos, pues san Pablo afirma: "Esta es la voluntad de Dios, vuestra santificación "(I Tes 4, 3). Él quiere que seamos todos santos, cada cual según su estado: el religioso como religioso, el laico como laico, el sacerdote como sacerdote, el casado como casado, el comerciante como comerciante, el soldado como soldado, y lo mismo se diga de todos los demás estados y condiciones de vida ".[23]

Progresar en el amor y en el conocimiento

Para el cumplimiento de esta obligación, la Iglesia nos orienta maternalmente a través de la liturgia de este domingo; la oración del día nos indica de cierta manera el camino: “Concedednos, oh Dios omnipotente, que, a lo largo de esta Cuaresma, podamos progresar en el conocimiento de Jesucristo y corresponder a su amor por una vida santa”.

En efecto, necesitamos “progresar en el conocimiento de Jesucristo”, porque siendo Él, Dios y hombre verdadero es el arquetipo de todo el universo, como afirma San Pablo:" En Él se crearon todas las cosas en los Cielos y en la Tierra, las criaturas visibles y las invisibles " (Col 1, 16).

¿Pero basta sólo el conocimiento? No. Bien lo dice San Juan de la Cruz: “en el atardecer de esta vida seréis juzgados según el amor ".[24] La comprensión más profunda de la doctrina debe servir, sobre todo, para aumentar la caridad en nosotros, de forma que mejor conociendo a la adorable persona de Nuestro Señor, tengamos mayores posibilidades de “corresponder a su amor”.

Dios espera nuestra conversión

Nada de esto obtendremos, sin el auxilio de la gracia. El hombre no tiene fuerzas por sí mismo para adecuar establemente, sus pensamientos, deseos, acciones y sentimientos, conforme a Nuestro Señor. Para hacer efectiva la conversión a la que Jesús nos invita por medio de la liturgia de este domingo, indispensable será juntar las manos en oración y decir, junto con el profeta: “Conviérteme, y me convertiré, porque tú eres el Señor mi Dios” (Jr 31, 18b). Este deseo de cambiar de vida en este período de penitencia cuaresmal debe estar, por lo tanto, penetrado de mucha confianza.

"Pidamos ardientemente a María Santísima la gracia de una auténtica conversión"
El triunfo de Cristo en el desierto obtuvo gracias superabundantes para todo su Cuerpo Místico para vencer las tentaciones del demonio. Nuestra fortaleza está en Jesús y, desde que no nos divorciemos de la Cabeza, nada podrá Satanás contra nosotros.
Pero si al hacer examen de conciencia, hallamos una falta aquí o allá, no desesperemos. “Cristo murió, una vez por todas, por causa de los pecados, el justo por los injustos, a fin de conducirnos a Dios” (I Pd 3, 18). Él conquistó la victoria por sobre nuestras faltas para todo y siempre. Basta reconocer nuestra miseria y pedir perdón. ¿Cómo retribuir tanta bondad?

Pidamos ardientemente a María Santísima la gracia de una auténtica conversión, es decir la comprensión entusiasta y admirativa del inefable amor de su divino Hijo por cada uno de nosotros, que nos lleve a recorrer una vida santa, en el camino del Cielo.

Monseñor João Scognamiglio Clá Dias, EP.
(Monseñor João Scognamiglio Clá Dias, EP in “Lo inédito sobre los Evangelios”, Vol. II Librería Editrice Vaticana).
Texto completo: Comentario al Evangelio del 1° Domingo de Cuaresma) Año B.