2013-09-04-jugo de uva-RRPP 01.JPGESCOLARESJUGO

La iniciativa se encuadra en acuerdo marco firmado entre ANEP, MGAP e INAVI

 

La Administración Nacional de Educación Pública (ANEP), el Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca (MGAP) y el Instituto Nacional de Vitivinicultura (INAVI), presentaron el plan para mejorar la nutrición escolar a través de la distribución de jugo natural de uva y manzana, en los comedores escolares.

La propuesta se puso en marcha simbólicamente, en el marco de una ceremonia realizada en la Escuela Nº 94 “José Roger Balet” de Tiempo Completo, ubicada en el barrio Sur de Montevideo, con la participación de alumnos del mencionado centro escolar.

A partir de este año, unos 600 mil litros de jugo natural de uva y manzana - elaborado por el Centro de Vitivinicultores, con la supervisión de la calidad del proceso y la distribución del INAVI- llegarán a escuelas de todo el país.

Cabe precisar, que esta iniciativa comienza su segunda etapa, en función del resultado de la aplicación del acuerdo marco firmado en setiembre de 2012, por el Consejo Directivo Central (CODICEN) de la ANEP, el MGAP y el INAVI.

Dicho acuerdo puso en marcha un proyecto piloto que permitió mejorar la nutrición escolar a través del consumo de jugo natural de uva, distribuido en más de 200 escuelas de Montevideo y Canelones, con una cobertura que superó los 75.000 niños.

A la presentación asistieron el Presidente del CODICEN, Prof. Wilson Netto, el Director General del Consejo de Educación Inicial y Primaria (CEIP), Mtro. Héctor Florit, la Coordinadora del equipo técnico del Programa de Alimentación Escolar del CEIP, Mtra. Graciela Moizo, el titular del MGAP, Ing. Agr. Tabaré Aguerre, el subsecretario de dicha cartera, Ing. Agr. Enzo Vence,

la Directora de la Granja del MGAP, Ing. Agr. Zulma Camargo, y el Presidente del INAVI, Enólogo José Less. Moizo, interactuando con los alumnos que participaron de la presentación,

explicó que el jugo de frutas que consumirán “es natural porque no contiene azúcar agregada y sólo un mínimo de conservante”, destacando que se elaboró con uva de la variedad moscatel y una mínima parte de la variedad frutilla, que le aporte “un sabor más rico y particular”.

Por su lado, Less señaló que la principal característica del producto que se pone a disposición de los escolares, esta centrado en que “los dueños de la uva con la que se elabora también tienen niños en la escuela y colaboran para que este proyecto sea una realidad”.

Asimismo, hizo hincapié en que la fase anterior –cuando se trataba de un proyecto piloto- los niños participaron directamente en la propuesta, calificando al producto luego de degustarlo, “para definir los parámetros de su propio paladar, no el de los adultos, y que el jugo se elaborara a su gusto”.

El Presidente del CODICEN, Wilson Netto, dirigiéndose a los niños, dijo que

“esta cajita es como un encuentro, porque refleja el trabajo y la responsabilidad de mucha gente, que llega a todos ustedes”.

Dijo que “se trata, sin dudas, de un producto natural. Tengan en cuenta que también es educación y cultura saber lo que tomamos como alimento, porque eso es la alimentación saludable”.

El Ministro Aguerre, por su lado, parangonó la actual entrega de jugos naturales de fruta a los comedores escolares, con “la copa de leche que se empezó a servir en las escuelas hace muchas décadas”, lo cual derivó en que ahora Uruguay “muestra el más alto consumo de leche” de la región.

“La misma lógica la tiene este jugo, que es una forma de acercar fruta a la mesa diariamente en una forma diferente”, puntializó.

Según diversos estudios, dos dosis semanales de jugo de uva de entre 200 y 300 ml por ingesta, colaboran a equiparar el nivel nutricional de los niños, por lo que este jugo que reciben los comedores escolares, elaborado con 75% de uva y 25% de manzana, funciona como un complemento nutricional muy importante.

Teniendo en cuenta que el consumo de frutas y verduras es esencial en una dieta saludable, la Organización Mundial de la Salud recomienda la ingesta de cinco porciones al día de estos alimentos.

Por esa razón, mediante la acción coordinada de distribuir jugo natural de uva y manzana, sin adición de azúcar, complementará la alimentación de los escolares, aportando las vitaminas, minerales y antioxidantes propios de estas frutas.

La porción por niño inscripto al comedor escolar es de 250cc, siendo la frecuencia de consumo recomendada de dos a tres veces a la semana en el almuerzo. No obstante, no se sustituye el agua, la leche o la fruta natural por el consumo del jugo de uva y manzana.

Montevideo, 04 de setiembre de 2013

Comunicado Nº 174/013

Síganos en: https://twitter.com/ANEP_Uruguay

Comparte este artículo

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn