hugo amaral

Por Marcelo Linale frente al fallecimiento de HUGO AMARAL.

Una frase atribuida a Sun Tzu y a Maquiavelo reza: "Mantén a tus amigos cerca y a tus enemigos más cerca"

Sería por eso que cuando me atendía o llamaba por teléfono respondía; "Aquí el enemigo" a modo de identificación.

La sola presentación me obligaba a prestar más atención y resultaba el inicio de una entretenida conversación.

Durante muchos años, compartíamos conversaciones que no solo referían a la política, la familia, el fútbol, tanto en lo local como en lo nacional éramos rivales encarnizados. Teníamos en común la política y un sinfín de situaciones compartidas que, ahora que lo pienso, por naturales, no valoraba.

Un maestro del sarcasmo, sin embargo lograba algo que nunca he podido, que; a quienes hacía victima de su ironía, finalmente terminaban teniendo hacia el, un cariñoso respeto.

Lograba un comentario sesudo y gracioso de las más insólitas situaciones.

Un solitario, se hizo el fuerte durante muchos años en los que, increíble e injustamente, sus hijos lo desconocieron.

Gran observador, tenía un olfato político muy agudo y certero, esos sí, era del tipo "animémonos y vayan", lo suyo era la estrategia.

A una semana de su partida, aún no logro contener la emoción al evocarlo. Sigo esperando la llamada tempranera o el comentario por whatsapp. Y aunque sé que no ocurrirá, igual espero.

 

Con Hugo nunca se sabe.

Comparte este artículo

Submit to FacebookSubmit to Google PlusSubmit to TwitterSubmit to LinkedIn